abril 8, 2020
Cultura

Inician las Cruzadas por la Lectura

Ciudad de México.- La Secretaría de Cultura del Gobierno de México, a través de la Dirección General de Bibliotecas (DGB), presentó el programa piloto del taller: Cruzadas por la Lectura, estrategia que trabajará de forma directa con docentes de nivel básico.

Tiene por objetivo que los profesores aprovechen a las bibliotecas como espacios de aprendizaje, con laboratorios pedagógicos diseñados por la DGB. Además, se propiciará el diálogo entre las bibliotecas públicas y escolares con los profesores y alumnos, estableciendo vínculos de uso, conocimiento y convivencia con los libros.

Al presentar esta iniciativa, la cual se enmarca en la Estrategia Nacional de Lectura, de la cual es partícipe la Secretaría de Cultura, el director general de Bibliotecas, Marx Arriaga Navarro, compartió:

“Cruzadas por la Lectura es una nueva etapa de la Dirección General de Bibliotecas para el fomento a la lectura. Desde el año pasado, iniciamos una campaña con todos los normalistas del país, para que los chicos que, en un futuro, se convertirán en profesores de primaria y secundaria fueran a la biblioteca pública, tomaran talleres de capacitación en cuestión de fomento a la lectura y se apoderaran de esos espacios; que los vieran como una herramienta más que tendrán cuando sean maestros. Mil 785 normalistas tomaron ese taller, denominado “Papelino”. Ahora, lo que buscamos en esta segunda etapa de capacitación es incluir a los profesores que están frente a grupo hoy en día; por ello, hemos dado un paso adelante y nos hemos acercado a los Centros de Actualización del Magisterio.”

Al ahondar en la dinámica del programa piloto ante el público general, así como docentes que participarán del programa piloto, Arriaga puntualizó: “El Centro de Actualización del Magisterio de Atizapán de Zaragoza será el primer lugar donde pongamos a prueba esta nueva etapa. ¿Por qué no lo hicimos a nivel estatal? Porque no podemos generar un programa que sea idéntico para todas las comunidades. Es preciso ir evaluando tanto el diseño curricular, como los materiales educativos que van a ir acompañando el proceso y para eso necesitamos la retroalimentación de los profesores de primaria y secundaria que están frente al grupo, que nos señalen los caminos que quieren cruzar para este fomento.”

Related Posts